lunes, 13 de julio de 2015

Time Salvager - Wesley chu

Wesley Chu es un polifacético escritor  conocido por su trilogía sobre Tao, publicada por Angry Robots, y que ha conseguido algunas nominaciones a premios importantes y incluso ser finalista en las elecciones de Goodreads en la categoría de ciencia ficción.
                                            

Su última novela Time Salvager, objetivo de la entrada de hoy, ha conseguido que, incluso antes de que sea publicada, se haya acordado su adaptación cinematográfica, dirigida por Michael Bay. Todo un riesgo.

Es comprensible, porque la novela claramente presenta un ritmo cinematográfico, cosa que en algunos momentos es una virtud (la novela tiene mucho ritmo y es entretenida), y en otros un defecto (porque deja en el tintero muchos aspectos interesantes de la trama en los que no profundiza).
La historia nos sitúa en el siglo XXIV y nos presenta una humanidad que ha sido capaz de conquistar y colonizar muchos de los planetas y satélites del sistema solar, pero con una Tierra contaminada y sin recursos y con gran parte de la población con problemas de salud y de alimentación.
El protagonista es James, un Chronmen, un viajero en el tiempo con la misión de desplazarse a ciertos momentos de la historia para poder rescatar recursos del pasado sin alterar el flujo temporal.
La ambientación es realmente muy interesante, seguramente el mejor aspecto de la novela es como consigue una mezcla de distopía, space-opera y viaje en el tiempo muy atractiva. Además, el primer tercio de la historia, en el que nos presenta a los Chronmen, la empresa para la que trabajan y las reglas que deben cumplir en sus viajes, es muy recomendable.

Lástima que a partir de ese momento una decisión totalmente incomprensible y injustificable según mi opinión del protagonista principal (aunque el autor la justifique argumentando que todos tomamos malas decisiones continuamente) derive en una historia mucho más predecible y llena de tópicos, con un estilo inocente mucho más característico de la novela juvenil, contra la que no tengo nada, pero en este caso no es lo que esperaba ni lo que parecía que iba a ofrecer la novela durante su primer tercio. Otro aspecto que no ha ayudado en que mi valoración sea más positiva es que ha tocado demasiado superficialmente algunos de los puntos presentados al principio de la novela, sobretodo en lo referente al pasado de la humanidad (o sea, nuestro futuro). El final, demasiado abierto, tampoco me ha acabado de convencer.

En resumen: Una novela entretenida, recomendable para leer durante el verano, con una muy buena ambientación y presentación de la trama, pero que no acaba de llegar a buen término. Si me permitís la comparación cinematográfica, diría que es un blockbuster con el que pasaréis un buen rato, pero que seguramente no os dejará poso. 

Otras opiniones de la novela: Sense of Wonder (coincidimos mucho, en este caso)

No hay comentarios:

Publicar un comentario