domingo, 9 de abril de 2017

El final del día - Claire North

El final del día es la última novela de Claire North, una autora que se caracteriza por presentar en sus novelas situaciones muy originales, con personajes que tienen características especiales y con un estilo literario muy personal, con predominancia de capítulos breves. En nuestro país se ha publicado Las primeras quince vidas de Harry August, que ganó el premio Ignotus en 2016.


El protagonista de El final del día es Charlie, cuyo trabajo es ser el heraldo de la Muerte. Charlie viaja por todo el mundo llevando regalos o mensajes a diferentes personas de parte de su jefe. A veces su presencia es una advertencia, otras una cortesía para honrar la vida de la persona visitada. 
La  novela está formada por pequeñas historias que explican los viajes y experiencias de Charlie, algunas más breves, otras más extensas, unas más interesantes (pocas, lamentablemente), otras más aburridas. 
Algunos capítulos están formados exclusivamente por frases relacionadas con un tema en concreto, como puede ser el cambio climático, las naciones sin estado que reclaman independencia, los refugiados, el Brexit, el fútbol,... que se podrían escuchar perfectamente en cualquier tertulia de sobremesa en nuestro país, ya que están llenas de tópicos.
De vez en cuando aparecen también los otros jinetes del Apocalipsis y sus heraldos, pero demasiado poco, no acaba de sacarle el jugo a esta interesante posibilidad. Hay algunos aspectos interesantes a destacar en la historia, por ejemplo cómo la Muerte es percibida de forma diferente dependiendo de la persona que  recibe su visita, la tranquilidad con la que la sociedad acepta el trabajo de Charlie y la existencia de la Muerte, y las reacciones de las personas que reciben la visita de Charlie y sus obsequios.
Aunque la premisa de la novela es muy interesante, la historia peca de una falta de cohesión interna, de un eje que una las diferentes experiencias de Charlie, de una trama con la que la historia no quedase tan difusa como queda. 
Creo que habría sido un acierto si se hubiese propuesto la historia como un conjunto de relatos estilo fix-up, pero tal como está estructurado el libro la sensación una vez terminado es de poca consistencia, de que la trama está poco conjuntada.


En definitiva, una premisa interesante que no ha llegado a buen puerto, y el resultado no es el esperado conociendo el resto de la obra de la autora. De momento la novela más floja de las que ha escrito. Una lástima, pero un tropezón lo puede tenir cualquiera, yo continuaré pendiente de su obra.

 Aunque viendo que tiene muchas valoraciones positivas en goodreads puede ser que sea yo el que no ha acabado de conectar con la historia, así que, si os gustó Las primeras quince vidas de Harry August, podéis darle una oportunidad.

2 comentarios:

  1. Hola :) Interesante lo que comentas sobre todo por eso, por el contraste que veo con otras opiniones. Claramente le voy a dar mi oportunidad, Harry August me fascino y tengo que dar mi veredicto. Un abrazo^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya se sabe, en cuestió de gustos... pero bueno, yo esta me la ahorraria.

      Eliminar